La Policía Nacional desarticula una organización dedicada al robo de vehículos que operaba en el sur de España

La Policía Nacional desarticula una organización dedicada al robo de vehículos que operaba en el sur de España

Han sido detenidas 11 personas -nueve hombres y dos mujeres con edades comprendidas entre los 21 y 65 años de edad- por su presunta implicación en los delitos de tráfico ilícito de vehículos y pertenencia a organización criminal.

En el operativo han sido recuperados 29 vehículos sustraídos -todoterreno, furgonetas y turismos de alta gama- que, según la investigación, irían destinados a organizaciones dedicadas al tráfico de drogas.

Los agentes han constatado que la organización desmantelada estuvo asentada en Málaga, Huelva, Algeciras, Jaén, Alicante, Murcia y varias localidades de Cataluña.

En los registros se han intervenido 50 placas de matrícula sin troquelar, dos placas de matrícula falsificadas, 100 piezas metálicas alfanuméricas para troquelar, 34 llaves vírgenes de distintas marcas de vehículos, nueve dispositivos electrónicos y mecánicos de apertura y arranque, un detector de radiofrecuencia, pasamontañas, guantes, 20 cartuchos de 9mm y diversa documentación.

Agentes de la Policía Nacional, en el marco de la operación Rodeo, han llevado a cabo una operación contra el tráfico ilícito de vehículos en las provincias de Málaga, Cádiz, Huelva, Murcia, Alicante y Jaén. Han sido detenidas once personas -nueve hombres y dos mujeres con edades comprendidas entre los 21 y 65 años de edad- por su presunta implicación en los delitos de tráfico ilícito de vehículos y pertenencia a organización criminal. Todos ellos actuarían como integrantes activos de una red delictiva itinerante especializada en el robo de vehículos que, posteriormente, serían vendidos a otras organizaciones criminales, principalmente dedicadas al tráfico de drogas, tras ser falsificados sus elementos identificativos.

La investigación ha sido desarrollada en diversas fases y en el último operativo resultó detenido el principal organizador de la trama junto a otro de sus miembros, un hombre de nacionalidad marroquí que tenía en vigor tres señalamientos judiciales.

El operativo finalizó con la práctica de varios registros, el último de ellos en la vivienda del principal encartado ubicado en Jaén, donde se intervinieron 50 placas de matrícula sin troquelar, dos placas de matrícula falsificadas, un centenar de piezas metálicas alfanuméricas para troquelar, 34 llaves vírgenes de diferentes marcas, nueve dispositivos electrónicos y mecánicos de apertura y arranque, detectores de radiofrecuencia, pasamontañas, guantes, 20 cartuchos del calibre 9 mm y diversa documentación.

i_20201115_11_th.jpg

robo_coches_1.jpg

Sobre el autor

Webmaster @SucesosHenares

Obtengo la mejor información diaria para mantener informados a todos los vecinos del Corredor del Henares.

Artículos relacionados (por etiqueta)

  • Detienen a 5 jóvenes, 4 de ellos menores, acusados de cometer robos en Velilla de San Antonio

    La Guardia Civil ha detenido en Velilla de San Antonio una banda de jóvenes, cuatro españoles y un uruguayo, acusada de cometer múltiples robos y acciones delictivas. Se trata de cinco jóvenes, cuatro menores de edad, que robaban efectos en trasteros y viviendas de la localidad para posteriormente ponerlos a la venta en un portal de internet a bajos precios para darles una rápida salida.

    La operación, denominada Portal pop, ha sido desarrollada por agentes del área de Investigación de Mejorada del Campo y se inició el pasado mes de julio tras constatar que se habían perpetrado varios robos con fuerza en trasteros, patios de viviendas unifamiliares y vehículos de Velilla de San Antonio.

    En estos asaltos los ladrones consiguieron sustraer 13 bicicletas, valoradas en una 7.000 euros, una cachimba y diversas herramientas.

    Las pesquisas permitieron conocer que estos objetos estaban siendo comercializados -a un precio muy inferior al del mercado- en un portal de venta entre particulares de internet, según informa el instituto armado.

    El pasado martes 24 de noviembre los agentes detuvieron a cinco jóvenes, cuatro de ellos menores y el otro de 18 años. Cuatro son españoles y uno de origen uruguayo y todos son vecinos de Velilla de San Antonio.

    Fuentes de la investigación han explicado que no tienen constancia de que este grupo fuera el que testificó ante la Guardia Civil por su relación por la paliza mortal el pasado 13 de noviembre a Iván, un vecino de la localidad, por el que se detuvo ya a una persona que ha ingresado en prisión.

    Sin embargo, estos jóvenes cuentan con diversos antecedentes policiales por delitos cometidos con violencia o intimidación sobre las personas, además de por actos vandálicos en la localidad.

    También han sido denunciados en alguna ocasión por consumo de drogas en la vía pública.

    Los agentes han logrado la recuperación de dos bicicletas y de una cachimba que sus legítimos propietarios ya han reconocido sin ningún género de dudas. A los detenidos se les imputan seis delitos de robo con fuerza en trasteros y viviendas, un robo en interior de vehículo, un delito de hurto y un delito leve de amenazas.

  • La Guardia Civil detiene por robo y despiece de vehículos en naves, entre ellas en Torrejón de Ardoz

    El grupo delictivo contaba con naves y desguaces en Torrejón de Ardoz, Parla, Fuenlabrada, Alcobendas y Humanes, lugares hasta donde trasladaban los coches robados para despiezarlos.

    Se ha detenido a 7 personas y se han recuperado 64 vehículos y piezas de otros 209 vehículos que, junto con los medios electrónicos intervenidos para cometer los ilícitos, superan los 2.300.000 euros.

    La Guardia Civil, en el marco de la operación “Gran Manzanal” ha desarticulado una organización delictiva especializada en el robo de vehículos y su posterior despiece y que operaba a nivel nacional.

    Se ha detenido a siete hombres, de origen español, magrebí, rumano y paraguayo, por los supuestos delitos de pertenencia a organización criminal, robo continuado de vehículos, ocupación de bienes inmuebles, defraudación de fluido eléctrico, receptación y desobediencia grave a agente de la autoridad.

    El líder de la red es un empresario español que regentaba negocios legales que nada tenían que ver con el mundo del automóvil.

    La investigación se ha desarrollado en dos fases, iniciándose la primera el pasado mes de marzo, cuando el Grupo de Investigación y Análisis del Sector de Tráfico de Madrid detectó que había un incremento significativo de portes de piezas y elementos esenciales de vehículos sospechosos, pese a encontrarse decretado el estado de alarma.

    El análisis de la documentación permitió conocer que algunos de estos portes estaban realizados por personas con antecedentes policiales por tráfico ilícito de vehículos, hecho que hizo saltar las alarmas de que estas personas estuvieran nuevamente dedicándose a la actividad ilícita.

    Los portes los realizaban utilizando autorizaciones como trabajadores, lo que les permitía la movilidad por todo el territorio nacional sin restricciones en furgonetas y camiones alquilados previamente por los cabecillas y para los que utilizaban cartas de porte y albaranes falsificados por “empresas pantalla” que finalmente resultaron estar dirigidas por el líder de la organización.

    El avance de la investigación permitió llegar hasta una nave situada en la localidad madrileña de Fuenlabrada, lugar donde los agentes encontraron numerosos vehículos de alta gama que estaban siendo despiezados y que figuraban como sustraídos.

    A raíz de las gestiones realizadas en torno a esta nave se descubrieron otras cuatro más en Parla, Alcobendas, Humanes y Torrejón de Ardoz, hasta donde la organización trasladaba los coches una vez que los habían “enfriado” en zonas alejadas del lugar de donde los habían robado.

    Su zona de actuación en cuanto al robo de los vehículos era la periferia de Madrid, principalmente en la zona sur, habiendo cometido gran cantidad de hechos delictivos en Alcorcón, Pinto, Móstoles, Valdemoro, Leganés y Getafe. También es significativo el número de robos llevados a cabo en los municipios toledanos de Illescas y Seseña.

  • El COEM pide 15 años de prisión para dos acusados, que ejercían en Mejorada del Campo, por intrusismo profesional

    A los dos personas también se les acusa por delitos de falsedad en recetas y estafa a pacientes. Habrían mantenido la actividad delictiva durante 6 años en la localidad madrileña de Mejorada del Campo.

    El Colegio de Odontólogos y Estomatólogos de la I Región (COEM) ha solicitado 15 años de prisión en total para dos individuos a los que acusa de intrusismo, falsedad documental y estafa de manera continuada.

    El Juzgado de Instrucción número 3 de Coslada ha concluido la instrucción seguida por unos hechos cometidos en una clínica dental de Mejorada del Campo, que habían sido investigados inicialmente por agentes de la Guardia Civil del puesto de la localidad madrileña.

    El primer acusado, propietario de la clínica y que carecía de título habilitante para ejercer la Odontología, presuntamente estuvo durante 6 años realizando todo tipo de tratamientos odontológicos, prescribiendo medicamentos y productos sanitarios – utilizando el nombre del segundo acusado – y haciéndose pasar por odontólogo ante los pacientes que acudían a la clínica para realizarse los tratamientos. El COEM le acusa por la comisión continuada de delitos de intrusismo, estafa y falsedad en documento oficial (recetas) y solicita 9 años de prisión.

    El segundo acusado, odontólogo colegiado, presuntamente habría amparado y dado cobertura al primer acusado tolerando el intrusismo y el engaño a los pacientes durante todos esos años, siendo cooperador necesario de los delitos anteriores. Para este acusado (que es colegiado) el COEM solicita 6 años de prisión.

    En ambos casos también se solicita la pena de inhabilitación por el mismo tiempo que dure la pena de prisión para el ejercicio de cualquier actividad profesional o laboral relacionada con las clínicas dentales. Ahora el proceso queda pendiente de que se fije fecha para la celebración del juicio.

    “Defender a los pacientes de esta actividad ilegal y que puede causarles un grave perjuicio es una prioridad para el COEM. Queremos recordar que todos los dentistas deben estar colegiados y que los pacientes pueden pedirle el número de colegiado si lo desean”, señala el Dr. Antonio Montero, presidente del Colegio de Odontólogos y Estomatólogos de la I Región (COEM).